Trucos para ahorrar luz cuando cocinamos

Normalmente, cuando estamos concentrados en la cocina, perdemos de vista que muchos de los artefactos que utilizamos en las distintas preparaciones son eléctricos, y que por ende, consumen energía mientras aprovechamos sus funciones.

Por este motivo, en el artículo de hoy no queríamos dejar de enseñarte una serie de trucos que nos ofrece nuestro equipo de profesionales, gracias a los cuales será posible que sigas haciendo esos platos exquisitos, pero además que ahorres en tu factura de luz al finalizar cada mes. Si quieres ahorrar dinero en electricidad en casa mientras cocinas, no dejes de leer estas recomendaciones que serán útiles para casi todo el mundo.

Ahorrar electricidad en la cocina

Lo primero que tendrás que tener en cuenta en este sentido es que cuando vamos a comprar nuevos electrodomésticos para la casa, resulta importante revisar si son eficientes. La nevera, el lavavajillas, la lavadora, el horno o el microondas son algunos de los artefactos que cuentan con diferentes tipos de eficiencia energética por parte de sus fabricantes. Por eso, conviene que preguntes al vendedor acerca de cuál ofrece un mayor ahorro de energía, porque la inversión te hará recuperar la diferencia de dinero rápidamente.

La nevera es, por otro lado, un electrodoméstico con el que muchas veces creemos que resultará imposible ahorrar energía, sobre todo porque no podemos apagarlo ni desenchufarlo. Sin embargo, eso no es cierto del todo. Ocurre que aunque es verdad que se mantiene funcionando todo el tiempo, en invierno no necesitamos regularla a una temperatura tan baja como en verano, de forma que podemos subirle unos grados hasta que vuelvan las altas temperaturas.

Pasamos posteriormente al horno eléctrico, que tiene algunas características en este sentido que deben hacer replantear el uso de la misma forma que con la nevera. En efecto, si estamos cocinando algo y abrimos el horno en medio de la cocción, lograremos desperdiciar hasta un 20% de la energía que el aparato está utilizando, un derroche demasiado importante de electricidad. Por eso, nuestra recomendación es que lo abras sólo cuando creas que la comida puede estar lista.

Si tienes placas de vitrocerámica o inducción en tu casa, podemos recomendarte también que siempre intentes utilizar el tamaño de ellas que tenga coincidencia directa con el tipo de olla o sartén que estás ocupando para tu receta. Si el fuego es más grande en cuanto a la ocupación del espacio que el recipiente donde cocinamos, estaremos perdiendo energía. En todo caso, conviene que se de la relación inversa: un recipiente que ocupe mayor superficie que el fuego.

Contratar un electricista profesional para ahorrar luz

Con estos consejos que acabamos de brindarte, en cerrajeria profesional estamos completamente seguros de que conseguirás ahorrar una buena cantidad de energía al cabo de un mes y sobre todo en el tiempo, y verás que tus hábitos en la cocina apenas sufren modificaciones.

De todos modos, si te interesa poder ahorrar más dinero en cuanto al consumo de electricidad en tu vivienda, nuestra recomendación es que te pongas en contacto con nuestro equipo de profesionales electricistas matriculados, para que revisen todas las instalaciones de la casa, y puedan brindarte un asesoramiento personaliza in situ, con todos sus consejos y productos para transformarte en un experto en ahorro de luz en el hogar.